30 de diciembre de 2016

VALLES CALCHAQUÍES: LA REBELIÓN DE UN PUEBLO EN 1972

Valles Calchaquies: La rebelion de un pueblo en 1972. En los cerros no hay olvido... Donde hubo fuego...
De todas las acciones realizadas en 2016, elegimos esta, lejos de las luces de la tv, lejos. El de los familiares, el de los vecinos, el de los compañeros de las fabricas, los de la insurgencia revolucionaria, el de la militancia. Donde hubo fuego....


El Sindicato de Obreros y Empleados Vitivinícola de Cafayate, organizaciones sociales realizaron un emotivo acto a mediados de año para recordar la rebelión en los Valles Calchaquies en 1972, con la presencia de familiares de las victimas de la represión el 24 de marzo de 1976, con la detención de quienes protagonizaron la rebelión popular.

 Cuatro años después la venganza empresarial en el primer día de la dictadura de la alianza cívico militar, como se comprobó en la Megacausa UNSa donde condenó a los responsables militares, policiales y civiles el 20 de diciembre de 2013, pero a los siete meses de la Casación los liberó, mientras se confirme la condena por la Corte.


También fueron parte de la juntada dirigentes sindicales, militantes de la bella y trágica década de los 70, entre otros. Se destacó en un mensaje al conjunto de la militancia de derechos humanos el compromiso de continuar la lucha por Memoria, Verdad y Justicia. Van crónicas de años anteriores enviadas por la agencia...

EL ANIMANAZO: la lucha de los trabajadores







@@@


SALTA: VALLES CALCHAQUÍES- LA REBELIÓN DE UN PUEBLO.

Fuego en Animana

Dicen que yo, de solo estar
Fui apagandomé
Como la luz lenta y azul
De un atardecer.


Piensan que estoy secando el sol
De la soledad
Que por estar en mi raiz
Ya no crezco mas.


Es que yo soy, ese que soy,
El mismo nomas,
Hombre que va buscandose
En la eternidad.
Si es por saber de donde soy,
Soy de animana.


Sepan los que no han sabido
Que no estoy de solo estar,
Que estoy parado en el grito
Bagualero del pujay.


Ayer nomas ardio el pueblo
Por la tierra y por el pan,
Y la fogata en el valle
No estaba por solo estar.


Si yo me voy, conmigo ira
Todo lo que soy.
Lejos de mi, lejos de aquí,
Yo no sere yo.


Dejenme estar, de solo estar,
Viendo el sol volver.
Yo quiero ver en mi pais
El amanecer.


Soy pa' durar, como el maiz,
Simple y cereal.
Soy pa' durar, porque yo se
Pasar y pisar.
Si es por saber de donde soy
Soy de animana.


Es que yo soy ese que soy
El mismo nomas
Hombre que va buscandose
En la eternidad
Si es por saber de donde soy
Soy de animana.

Le letra de esta canción tiene una historia que reactiva el fuego de la memoria en los Valles Calchaquíes como un suscriptor de Red de Noticias lo recuerda y lo comparte a partir de las ultimas movilizaciones populares contra la impunidad.
Por Lucho Soria

Mas que obvio que sucede en otro contexto histórico pero vale recrearla de acuerdo a textos del periodista salteño Roberto Escatorin y de otros protagonistas de esos años, quienes aseguran que en esa movilizaciones fueron acompañadas por varios de los presos políticos fusilados en la Masacre de Palomitas, que este lunes se cumple un nuevo aniversario de la impunidad de la Justicia Federal.


Apuntes de ese tramo de la historia en Salta

"Dos organizaciones sindicales, con perfiles gremiales y políticos, disputaban el espacio social de representación: La Federación Argentina de Trabajadores Rurales y Estibadores (FATRE) y la Federación Unica de Sindicatos de Trabajadores Campesinos y Aborígenes (FUSTCA). Ambas federaciones expresaban el enfrentamiento de tradiciones sindicales antagónicas, que se repetiría en otros sectores sindicales y laborales. La FATRE representaba al sindicalismo desarrollado después de los cincuenta.


La FUSTCA, al nuevo sindicalismo de los sesenta: basista, democrático, con tendencia a articular un discurso de izquierda. Fundada en mayo de 1969 en los Valles Calchaquíes, donde tenía su fuerte en cuanto a base social, su influencia llegaba también al Valle de Lerma, en los sectores tabacaleros. Compuesta por tres organizaciones de base y 28 filiales en toda la provincia, sus lemas eran "Ni tierras sin hombres, ni hombres sin tierras y "La Tierra es para quien la trabaja". Su secretario general era Felipe Burgos - detenido desaparecido en la última dictadura militar- quien provenía de una militancia social ligada al cristianismo pos conciliar, influído por la Teología de la Liberación y el movimiento de sacerdotes tercermundistas.La FUSTCA abría sus puertas a las distintas vertientes revolucionarias de esos días: la peronista, la marxista, la cristiana, la izquierda no marxista, etc. No obstante, su prioridad estaba puesta siempre en el trabajo de base entre el campesinado salteño.



En el mes de enero, tanto la FATRE como la FUSTCA denuncian el estado de explotación y marginación al que estaban sometidos los trabajadores rurales de la provincia de Salta: el alto costo de vida, el incumplimiento de las patronales en el pago de lo establecido por el Estatuto del Peón, la violación de los convenios de los trabajadores tabacaleros, etc. La FATRE aclaraba que no se hacía "responsable por actos de violencia que pudieran ocurrir como consecuencia del hambre y la miserie". Tras el paro nacional de marzo la FUSTCA, que adhiere a la medida declarando su solidaridad "con los gremios urbanos", denuncia que en diversas fincas, como represalias por la medida de fuerza, se habían producido despedidos en los Valles de Lerma y en la finca Las Moras, lo que obliga a la CGT a declarar el estado de alerta y movilización por la cuestion campesina.



La FUSTCA continúa con su movilidad de realizar reuniones y asambleas en las distintas áreas rurales, sobre todo en los Valles Calchaquíes, donde los trabajadores rurales y campesinos analizan su situación social: el tema de la tierras, las viviendas, la organización sindical, teniendo como eje central de su política la capacitación y la educacioón popular. Como en la mayor parte de la provincia, denuncian las condiciones insalubres de trabajo, los bajos sueldos, el incumplimiento de las leyes laborales".



Después de precisar las acciones gremiales, Escatorin va a la centralidad de lo acontencido.
"Serán también los trabajadores rurales de los Valles Calchaquíes quienes protagonizen en ese 1972 una de las movilizaciones más espectaculares de esta época. espectacular por el lugar donde se produce, por las derivaciones sociales que tendrá y por los ribetes políticos y sociales que la rodean. Nos referimos al conflicto en las Bodegas Animaná, en el pueblo homónimo, que derivó en una verdadera pueblada que dio muestras de la solidaridad reinante esos días, a la que no escapaban los lugares más remotos o alejados.



En junio los trabajadores de las Bodegas Animaná, que venía reclamando por la falta de pago de sus salarios desde el mes de marzo adoptan diversas medidas de fuerza que van desde el paro hasta la instalación de una olla popular en el pueblo mismo. El conflicto se extiende en el tiempo y el espacio. La CGT de Salta denuncia la situación de los trabajadores de las bodegas y se solidarizan con ellos. En julio todo estaba como al principio, salvo el ánimo de los trabajadores que pronto agotarían su paciencia y tomarían acciones drásticas que marcarían la historia del pueblo. A mediados de mes proceden a la ocupación directa de las bodegas de la "Finca Animaná" y luego se movilizan hasta el pueblo mismo, ocupan la Intendencia llevando sus reclamos por la falta de pago de sueldos y jornales al estado municipal. La ocupación de la Intendencia -un hecho inédito- signficaba la ocupación directa del pueblo y el control por parte de los trabajadores. Al mismo tiempo que se realiza una asamblea popular en la plaza principal de Animaná, en la que participan los habitantes del pueblo que se solidarizan con los trabajadores viñateros, estos destituyen al Intendente interventor a imponen como nuevo intendente a Inocencio Ramírez, trabajador de las bodegas. Con el control total del pueblo, en un sentido político y social directo, se resuelve cortar la ruta de acceso e imponer el pago de un "peaje" de 500 pesos moneda nacional a todos los vehículos que por allí circulaban. Lo recaudado se destina a la compra de leche para alimentar a los niños del lugar y los hijos de los trabajadores de Bodegas Animaná.
El desarrollo de los hechos ha desbordado la capacidad de reacción del Estado en primera instancia, pero también de las organizaciones sindicales y políticas que, con los acontecimientos ya precipitados, llevan a cabo de acciones concretas de apoyo. Si bien la CGT ya había declarado su solidaridad con los trabajadores de Animaná no será sino en el mes de agosto que intervendrá en forma directa. En tanto, el Sindicato de Empleados y Obreros Vitivínicolas interviene a través de su abogado, el Dr. Julio Mera Figueroa. El gobierno provincial intenta mediar sin llegar a la represión directa, evidencia su limitación política en función de los intereses y de la magnitud de la pueblada. No obstante ante la faltade resolución del conflicto, en agosto pasa a la acción directa,y, luego de amenazas varias procede a la detención y traslado a la capital de Pablo Ríos, secretario general del Sindicato de Empleados y Obreros Vitivinícolas; de Inocencio Ramírez, el intendente puesto por la asamblea popular de Animaná, y del abogado Julio Mera Figueroa.
Ante estos hechos, la CGT repudia la represión del gobierno, y decreta una huelga general y se constituye directamente en Animaná a través de sus representantes, el miembro de la Comisión Directiva provisoria, Guillermo Alzaga. El paro general, que se realiza el 10 de agosto, tiene un acatamiento total en el pueblo, se realiza asambleas y marchas, una de ellas con más de 400 personas de la que participan los obreros de la bodega y los habitantes del lugar confluyendo en una reivindicación común: solicitan la detención de... !todos ellos!, en una recreación vívida y real de Fuenteovejuna, por cuanto consideran que son todos corresponsales de las acciones llevadas a cabo en los últimos meses, sobre todo de la destitución del Intendente. Posteriormente marchan unos 800 manifestantes desde Animaná hasta Cafayate donde realizan un acto multitudinario en la plaza.



La movilización popular rinde sus frutos prontamente; al día siguiente son liberados los tres detenidos: Pablo Ríos, Inocencio Ramirez y Mera Figueroa. Los obreros de las Bodegas logran cobrar sus salarios y la revolucionaria Animaná vuelve lentamente al ritmo normal del pueblo, es decir a su tranquilidad ancestral".

(Fuente:Rdendh).















            Por qué Cantamos....
              

Sandra Mihanovich, Baglietto, Lerner, Aznar; Gieco, Lito vitale
Zona de los archivos adjuntos


Envío:AgNDD.HH.

No hay comentarios: